Vinícola Urbana -vino chilango de altura

@apapachogallery   En una terraza de un quinto piso en un edificio de Polanco, se hace la molienda, se fermenta y embotella la uva traída del Valle de Guadalupe para producir cuatro etiquetas de vino chilango: Revolución, Diana y El Ángel, los tres tintos, y un vino blanco llamado Bellas Artes. Este proyecto surgido en el […]

@apapachogallery


 

En una terraza de un quinto piso en un edificio de Polanco, se hace la molienda, se fermenta y embotella la uva traída del Valle de Guadalupe para producir cuatro etiquetas de vino chilango: Revolución, Diana y El Ángel, los tres tintos, y un vino blanco llamado Bellas Artes.

Este proyecto surgido en el 2012 busca crear una base para que la producción de vino en el DF siga creciendo.  En menos de 10 años decenas de terrazas en la Ciudad de México podrían cultivar viñas y con las uvas  producir cientos de botellas de vino Chilango –denominación surgida a partir del proyecto.

5

Los franceses llaman terroir (terruño) al espíritu del lugar y abarca todo el conjunto de condiciones de cultivo específicas de un viñedo -topografía,clima suelo, subsuelo y roca madre. Es un artículo de fe.

El DF aunque en la orilla sur, se encuentra dentro de la conocida como franja del vino, con inviernos húmedos y veranos secos y templados, temperaturas no extremosas y características idóneas de sol y lluvia. La franja abarca toda Europa, el sur de Canadá, todo EE UU y el Norte de México. Debido a las características de este nuevo proyecto,  el suelo, riego (con captación de agua de lluvia) e iluminación solar se adaptan en grandes sistemas de siembra que se van aclimatando al DF.  Vinícola Urbana sembró 300 vides que en 2016 podrían producir hasta 500 litros de vino 100% chilango, desde su siembra hasta su embotellado. Parece que el terroir está funcionando.

2

Combine uvas unas sanas con un aroma natural y las poblaciones de levadura que se desarrollan a lo largo del tiempo en las regiones vinícolas, y el resultado será vino. Si tiene suerte. El buen vino necesita buenas uvas y un buen vitivinicultor. “Mucho tiempo hemos hablado de que la ciudad invadió el campo. Creo que ahora es una buena oportunidad para que el campo invada la ciudad, a través de proyectos de esta índole, que además son una aportación para la calidad de vida de los capitalinos mediante el desarrollo de azoteas verdes” comentó Guillermo Tame, director de Vinícola Urbana. En la terraza además de cultivar 12 diferentes varietales se realizan diversos procesos de vinificación.

pro1la foto36

Los mexicanos consumimos aproximadamente 600 mililitros per cápita al año, según Cetto (con datos del 2013). Es una industria joven con mucho margen de crecimiento. Cada una de las etiquetas creadas por este proyecto refleja un ámbito sutil del habitante de la megalópolis que habita:

1

Zócalo (Tempranillo-Grenache); “Desde el ombligo del mundo y existiendo en el Zócalo capitalino; que los cuatro vientos se regocijen con nuestro grito:”

DIANA  (Cabernet Sauvignon); nos movemos para recordar que giramos al rededor del sol y que la ciudad debe sentirse tan llena de vida como queramos.

REVOLUCION – CHILANGO BLEND (Petite Sirah, Cabernet Sauvignon, Zinfandel, Barbera, Merlot)

et

 

Bellas Artes: este  Sauvignon Blanc es la imagen de Bellas artes. Aquí comienza el Arte, cuando dejamos de oír para comenzar a escuchar…  se escucha toda una cultura que camina, canta, grita, y a veces susurra, para que entendamos que a veces hay que guardar silencio para poder escucharla. ¡SHHH! ¿Escuchaste?

 

 

Fuentes:

http://www.vinicolaurbana.com/

El libro del vino Joanna Simon