#Portafolio: #Ilustración -Hola, soy Alberto.

  Lo que Irene X dice:   Un dibujo de un dibujo casi perfecto. Un dibujo de cuadernos en un cuaderno de dibujos. La imagen tasada en 999 palabras. El día más pensado dibuja una ventana y la salto. Un gato con doble vida. Catorce maneras de morir en una habitación con vistas a un […]

 

image

AlbertoSoloviev3m

image image image

image image image

B5DtOQBIEAAip6Q

Lo que Irene X dice:

 

Un dibujo de un dibujo casi perfecto. Un dibujo de cuadernos en un cuaderno de dibujos. La imagen tasada en 999 palabras. El día más pensado dibuja una ventana y la salto. Un gato con doble vida. Catorce maneras de morir en una habitación con vistas a un retrato de los que no dimos la cara. El verano del 69 a mano alzada casi 40 años después. La fallecida imagen de mí misma. Nota de suicidio que te invita a no hacerlo. El mundo se va a la mierda y él lo dibuja. Un campo de margaritas volando por los aires. No hay un libro que no corte ni un corte del que se haya librado. Si tuviese que pedir un deseo lo dibujaría en una servilleta, la guardaría en unos vaqueros y se sentaría a ver cómo da vueltas en la lavadora. Sonriendo, como si ya supiese quién va a perder.

Lo que yo digo:

Un dibujo que ni fu ni fa del Pato Donald cuando apenas sabía sostener un lápiz. Otro de David contra Goliath y mi profesora de preescolar paseándolo por las clases de los mayores junto a mi cara roja mirando al suelo. Un elefante para colorear. Yo lo coloreo gris. “Es que los elefantes son grises”, le digo a la profesora. Me mira con cara rara. Gano un concurso de dibujo con 8 años. Me regalan un reloj que no me gusta. Gano otro con 10. Me regalan un libro que se llama la Mariposa Blanca. En una página, la maldita mariposa come zanahorias para volverse naranja. Desde entonces no como zanahorias, estoy bien así. Dejo de dibujar. Sigo sin dibujar. Descubro los cómics y manga. Vuelvo a tener ganas de coger un lápiz. Me armo de ilusión y termino decidiendo estudiar Telecomunicaciones porque ya “hay mucha gente que dibuja y que lo hace mejor que tú”. Acabo odiando todo lo que tiene que ver con cables, teléfonos, centralitas y programación de cualquier cosa. Acabo odiando todo. Todo menos los lápices, los bolígrafos y las acuarelas. Acabo aquí.

Hola, soy Alberto.

http://www.albertsoloviev.com/

Obra disponible Galería Apapacho